La importancia de saber tejer las tendencias



Las tendencias arrojan información de gran valor para anticipar lo que va a ocurrir en el futuro. Son el hilo con el que damos forma a ese complejo telar de información para que sea verdaderamente útil. La metáfora es perfecta para explicar qué hacemos los que nos dedicamos al estudio de futuros y la prospectiva: sin hilo no se puede tejer pero lo verdaderamente importante es saber usarlo y lograr el resultado esperado.

Por eso, nuestro informe de tendencias de este año va mucho más allá de la pura información. En nuestro nuevo radar vas a descubrir cómo se relacionan estas tendencias, como interactúan y se complementan entre ellas.

Estamos viviendo cambios a una velocidad vertiginosa y de un impacto tan profundo como lo fueron en su día la aparición de internet y la revolución digital. Estos hechos marcaron prácticamente todos los ámbitos del mundo que nos rodea, reescribiendo partes que ya dábamos por hecho de nuestras vidas, como el trabajo, el ocio o nuestras relaciones. Lo mismo está ocurriendo por causa de la pandemia.

Esto, obviamente, ha reconfigurado algunas de las tendencias que se vislumbran: si cambias una se mueven todas. Nuestras sociedades son redes de relaciones, ecosistemas que cambian constantemente. El doble golpe de la disrupción digital y la pandemia han alterado estas redes de forma radical.

¿Es esto algo negativo? Desde luego, se avecinan tiempos difíciles, pero creemos que también hay grandes oportunidades para diseñar nuevos sistemas y nuevas formas de ser. De hecho, no es descabellado asegurar que un gran rediseño era muy necesario.

¿Dónde veremos los cambios más notorios? Si quieres saber dónde poner la lupa, te ayudamos identificando cinco grandes áreas:

Trabajo y lugar de trabajo

El trabajo solía ser bastante formal. Había un límite duro entre los negocios y la vida privada. Hoy esto se ha vuelto mucho más fluido. El modelo de empleo dominante que heredamos de la era industrial, que reduce al empleado a un componente intercambiable, se está desmoronando. La gente está expresando su propia personalidad en el trabajo o, lo que es lo mismo, la fuerza de trabajo se ha convertido en algo humanizante.

Cadenas de suministro: sostenibilidad y retorno de la escasez

Desde los primeros días de la pandemia vimos las cadenas de suministro bajo una presión perturbadora. En las sociedades de consumo occidentales dimos por sentado durante muchos años que casi todo estaría disponible de inmediato. Es claro que esta era ha terminado. Además de los problemas a corto plazo en las cadenas de suministro, la sostenibilidad a largo plazo de muchas empresas (si no la mayoría), está en tela de juicio. Esta es una oportunidad para crear y diseñar una economía más circular:

El metaverso como la siguiente frontera

Esta es una tendencia que ningún informe puede permitirse perderse este año. Aproximadamente cada doce años hay un cambio importante en la economía digital que tiene lugar a través de una combinación de nuevas tecnologías y cambios de comportamiento. El tiempo está listo para el metaverso.

Trae consigo la nueva noción de “lugar”, que ha existido de alguna forma siempre, pero ahora hay un avance inminente en el horizonte. Esto afectará cómo las personas experimentan el arte, la música, las películas y los que participan en el fenómeno. No podemos predecir exactamente qué forma tomará, pero sabemos que va suceder.

Confianza, verdad y valores

La confianza es fundamental para el tejido de las relaciones que se tejen a nuestro alrededor. Y hemos visto cómo la erosión de la confianza en nuestras instituciones puede dañar nuestras capacidades para hacer frente a desafíos como la pandemia. La verdad está estrechamente relacionada con la confianza, por muy precario que sea el concepto en una era post-verdad. La desinformación puede propagarse con gran rapidez y dañar no solo la confianza, sino también la salud pública. La desconfianza puede destruir mucho valor.

Atención más allá de la industria de la salud

Más allá del enfoque obvio en la atención médica, tanto el cuidado personal como el cuidado de los demás han cobrado importancia. Hay cuidado pagado, pero también cuidado proporcionado dentro de todo tipo de relaciones, incluyendo el lugar de trabajo. Y la tecnología juega un papel aquí.

 

Si quieres conocer más tendencias, saber cómo se relacionan entre ellas y, lo más importante, como trabajarlas en pos de tu futuro y el de tu organización

39 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Suscríbete a nuestra newsletter y recibe mucha más información relevante.

¡Has sido suscrito!

Tu privacidad es importante para nosotros. En Orâkolo utilizamos la información que proporcionas para ponernos en contacto contigo en relación con contenido, productos y servicios para ti. Puedes darte de baja para dejar de recibir este tipo de comunicaciones en cualquier momento. Si deseas obtener más información sobre la protección de tus datos en Orâkolo, consulta nuestro Aviso de Privacidad.